fbpx

BABY BÓTOX ¿QUÉ ES?

En vista de que la medicina estética se actualiza constantemente para satisfacer las necesidades de todas las generaciones, los millennials no podían quedar atrás; así que para ellos se ha creado el baby bótox.

El baby bótox nace de la creciente necesidad de los más jóvenes de optar por tratamientos estéticos con carácter preventivo. A modo introductorio hablamos de lo mismo que el bótox, pero con sutiles diferencias que lo convierten en otro tratamiento con resultados mucho más ligeros.

En Clínica BK estamos siempre a la vanguardia de tratamientos estéticos. Cada vez más completos e innovadores a fin de que puedas elegir el que más se adapte a tus necesidades. Así que, ¡No perdamos más tiempo! y conozcamos de qué se trata el baby bótox, con esto podrás determinar si es el tratamiento ideal para ti.

¿Qué es el baby bótox?

El Baby bótox es un tratamiento médico estético que consiste en la aplicación de la toxina botulínica sobre el tejido muscular para evitar su contracción y la consiguiente formación de surcos y arrugas en el rostro. Hasta acá es lo mismo que cualquier intervención con bótox.

El mayor diferencial del baby bótox es que utiliza cantidades menores de toxina botulínica en comparación con el tratamiento tradicional. Por lo que no paraliza el músculo, sino que más bien lo debilita un poco; así se contrae con menos fuerza y se forma un surco mucho más suave.

El objetivo de la intervención no es eliminar arrugas o líneas de expresión, sino más bien prevenir su aparición.

Baby bótox representa un cambio en las tendencias

Existe una creciente tendencia de iniciarse más joven en el mundo de los tratamientos faciales, corporales y capilares. Según la Sociedad Española de Medicina Estética (SEME), el grupo de consumidores se encuentra entre los 28 a 32 años. Mientras que en los tratamientos antiaging se inician antes entre los 35 a 39 años.

La amplia difusión de las redes sociales y la necesidad de verse bien ante la cámara, ha influido sobre las personas en esta franja de edades. Las cuales ahora se encuentran en la búsqueda de tratamientos para prevenir el envejecimiento prematuro.

Datos de la SEME

No se trata de pura especulación, los datos lo confirman. La SEME reporta que el 56.7% de los pacientes de medicina estética escoge tratamientos faciales, frente a los tratamientos corporales. Esto es un incremento de 5 puntos en los últimos 3 años.

Se sabe que desde los 26 años, los jóvenes empiezan a considerar el empleo de tratamientos estéticos, que casualmente coincide con la disminución de la producción de colágeno y elastina.

Los datos de la American Academy of Facial Plastic and Reconstructive Surgery lo confirman. En 2017 el 55% de los cirujanos plásticos recibió pacientes que querían verse mejor en las selfies. Adicionalmente, el 56% de los médicos encuestados manifestó mayor afluencia de pacientes menores de 30 años.

Tan grande es la influencia de las redes, que ha consolidado al baby bótox como el tratamiento estrella de los millennials. Pues la cantidad de contenido generado en torno al tema no deja de crecer, 40 millones de resultados arroja la búsqueda en Instagram.

¿Cómo se aplica el baby bótox?

En una única sesión se aplican micro dosis de toxina botulínica. La modificación en las proporciones del tratamiento permite corregir pequeños surcos; a la vez que crea un efecto natural sin llegar a los resultados de las intervenciones con el bótox completo.

La micro dosis de bótox es mucho menos de la mitad de una dosis de bótox habitual. Lo podemos apreciar con un ejemplo: Para una persona mayor a 35 años se utilizan más de 50 unidades de bótox; mientras que una sesión de baby bótox se aplican de 15 a 20 unidades.

Cada vez es más empleado por celebridades para mantener su rostro libre de arrugas y surcos. A la vez que resaltan las comodidades del procedimiento.

Es rápido, dura apenas algunos minutos, es prácticamente indoloro y los resultados aparecen a las 48 horas posteriores a la intervención aunque el resultado definitivo es apreciable a los 15 días, sin afectar las actividades diarias.

Cabe resaltar que no es un procedimiento permanente la duración del efecto, que varía según el paciente, va entre cuatro a seis meses. Pasado este tiempo se recomienda realizar nuevamente el procedimiento para potenciar sus efectos preventivos en el tiempo.

¿Dónde se aplica el baby bótox?

Los puntos de aplicación más frecuente del baby bótox son:
– Entrecejo
– Frente
– Patas de gallo

Estas son zonas muy susceptibles a la aparición de líneas de expresión y arrugas por lo que suelen ser el principal foco de la intervención.

Baby bótox: Pro y contras

Entre los pro del baby bótox encontramos que cada vez se consolida más entre los adultos jóvenes. Quienes lo buscan como un recurso para ganar autoestima y mostrar la mejor versión de sí mismos.

La gran difusión generada en torno al baby bótox es una prueba del alto nivel de satisfacción entre aquellos que lo han empleado. Impulsa la tendencia en salud de lucir una belleza natural, discreta motivada por el autocuidado con una apariencia de calidad de vida más natural.

Sin embargo, esta ventaja se puede convertir en la mayor desventaja del baby bótox si los interesados en aplicarse el tratamiento no se preocupan por acudir a los especialistas capacitados con especialización en medicina estética. Los mayores desastres en la aplicación de bótox se deben a una mala técnica no a la dosis utilizada.

No expongas tu salud, acude con profesionales certificados

Para conservar belleza y salud ponte en manos expertas. En Clínica BK en Torrejón de Ardoz nuestros especialistas tienen amplios conocimientos en la anatomía facial y se encuentran en capacitación constante para administrar los productos con la técnica adecuada, incluso el baby bótox.

El baby bótox también se ha vuelto una opción para adultos mayores que no se sienten totalmente confiados de aplicarse bótox por la fama de paralizar el rostro. El baby bótox les da una vista preliminar de lo que puede llegar a ser el resultado final, así se sienten con mayor confianza para emplear la dosis objetiva.

Cabe resaltar que la mala fama del bótox de quitar expresividad al rostro, fue instaurada por la difusión de imágenes que no aclararon que fueron resultados de malas prácticas médicas.

Baby bótox vs bótox completo

Para el baby bótox se emplean microdosis de botox que permite conservar la expresión facial natural. En Clínica Bk nuestros especialistas logran un efecto muy suave para evitar la aparición de líneas de expresión sin alterar la armonía y uniformidad del rostro.

Por su parte el tratamiento con bótox, el padre del baby bótox es empleado desde la década de los 80 para minimizar la contracción muscular y reducir la profundidad de las arrugas. Por lo general es utilizado en pacientes con surcos marcados.

Baby bótox y otros tratamientos estéticos

El baby bótox puede ser incorporado como parte de una intervención estética más completa.

Luego de reducir la movilidad del músculo es aconsejable darle nutrientes a la piel con el fin de ayudarle a mantener su elasticidad. Se suele combinar baby bótox con dermapen.

En la intervención con dermapen se añaden compuestos beneficiosos para la dermis como el ácido hialurónico, vitamina C, aminoácidos y factor de crecimiento.

En conjunto, el baby bótox y el dermapen conforman la primera línea de tratamiento para conservar la belleza de la piel en esta carrera contra el tiempo.

Pon tu salud en manos expertas

Si buscas especialistas en Medicina Estética en Torrejón de Ardoz para aplicar baby bótox, la Clínica BK es tu sitio. Los más de 15 años de experiencia de nuestras profesionales avalan sus resultados.

¿Aún no sabes cuál es el mejor tratamiento para ti? Pide una valoración médica, AQUÍ, ¡No tiene costo!.

En Clínica BK contamos con nuestra médico especialista, La Dra Angela Chamorro, miembro activo de la SEME. Quien además de despejar todas tus dudas, evaluará tu caso de forma individualizada y te ayudará a elegir el procedimiento que mejor se adapte a tus necesidades.

Síguenos en nuestras redes sociales:
Facebook: @clinicabk
Instagram: @clinica_bk
Twitter: @ClinicaBK

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.